EXPRESIÓN EXTERNA


Formación continuada y gratuita para la humanidad. En la Casita de Paz promovemos la salud de manera natural, que nos desbloquea y regenera.


Otra oportunidad para poner la mirada en ti.


Para recuperar fuerza, energía, vitalidad.

En 21+días con la TNDR continuamos con CONOCER MI EXPRESIÓN EXTERNA.



¿QUÉ BUSCA CADA UNA DE LAS PERSONAS?

Dr. Cayo Martín


Llevamos ya varios años con el proyecto 21+ días. Y...Estos son los secretos de este curso semana a semana.


La primera es para aprender a observarte.

La segunda es para conocerte

Y la última para dar el paso y evolucionar.


Formación continuada y gratuita para la humanidad. Compartimos contigo conocimientos de valor.


Día 10º: Conocer mi expresión externa complejos y egos

En la pg. 81 del libro Amor, Dignidad y los Cuatro Complejos en el capítulo denominado AMOR podrás comprender cómo lo que expreso está relacionado con el cómo expreso lo que siento desde lo que busco en la vida, descubriendo que la Dignidad en un plano superior es el camino hacia la vivencia del amor por todo cuanto nos rodea, del sentimiento de todo perfecto.

Veamos cómo describe a las personas según su búsqueda interior:


¿QUÉ BUSCA CADA UNA DE LAS PERSONAS?


Los que no buscan nada

Un primer grupo lo integran aquellas que no buscan nada concretamente.

Por una parte, pasan la vida queriendo aceptar la ignorancia en que están envueltos. Por otro lado, se sienten insatisfechos, pero su soberbia y humildad les impiden plantearse nada, les impiden dudar de sus formas de vivir. Esto hace imposible que puedan cambiar nada en sus vidas.


Los que buscan empujados por una creencia

En un segundo grupo están los que piensan que hay que buscar “algo”, porque así los han educado, sus creencias les obligan a ello: religiosos, filósofos... Esa búsqueda se realiza dentro de unos límites determinados por la creencia o filosofía.

En la práctica, nos encontramos con ese experto en filosofía que da una clase magistral, terminada la hora, sale de clase y olvida totalmente en su vida diaria sus grandes comprensiones mentales. Este comportamiento es debido a que los cuatro complejos que encuadran nuestra forma de vivir son sentimientos, no pensamientos. Sus creencias religiosas o filosóficas dicen una cosa, son los pensamientos, pero sus sentimientos dicen otra, y los sentimientos siempre tienen más fuerza que los pensamientos.

Siempre que tienen la oportunidad, buscan una disculpa para no avanzar, entienden la teoría, pero no sienten la práctica.


Los que buscan por un impulso interno

Un tercer grupo son individuos empujados desde lo más profundo de sí, a encontrar ese “algo” más que lo admitido por la sociedad habitual.

El instinto de estas personas, como un acicate constante, les pincha para que se muevan. Son buscadores que van más allá de lo que piensan, se guían en parte por lo que sienten y en parte por sus impulsos, buscan una mente clara, una ciencia objetiva abierta al misterio que nos envuelve.


Evidentemente, esta clasificación es demasiado sencilla, pero como orientación sirve y es útil.

Si todos los Seres Humanos hubiésemos conectado con la Dignidad en su pureza, no existiría justo ni injusto, culpables ni inocentes, superior ni inferior, bien ni mal. Nos sentiríamos a gusto, armónicos, con todo acto de vida.


No sólo a gusto socialmente hablando, sino en todas las facetas de nuestra condición humana, incluso nuestras células y reacciones bioquímicas y fisiológicas estarían “a gusto”, tendríamos menos enfermedades. Nuestro organismo funcionaría “sin remordimientos”.

La Dignidad es camino obligatorio para despertar la Espiritualidad, para llegar a vivenciar el sentimiento Amor.


La Dignidad en su manifestación superior nos hace vivenciar que todo es justo, que somos mimados y respetados por todo cuanto nos rodea.

A nivel espiritual vivenciamos que el Amor envuelve todo cuanto existe, mejor dicho, el Amor es todo cuanto existe.


Esta afirmación no es un credo, es atestiguable.


La Dignidad se transforma en los cuatro complejos en un plano inferior,

y en un plano superior se transforma en sentimientos espirituales o “flores de amor”.



¿LA FORMA DE EXPRESARNOS tienes que ver con lo que expresamos? Le pregunta Carmen Sainz-Maza, amiga de la TNDR al Dr. Cayo Martín.


Escucha a Carmen y a Martín en sus reflexiones.


En nuestra plataforma de formación cuentas con todas las prácticas y más contenido, un foro donde compartir tu experiencia, tus dudas, un grupo de WhatsApp donde reforzar los conocimientos (iniciamos el 1 de noviembre grupo).

Si quieres más puedes. Más info aquí.



¿Escuchaste ya el audio del Dr. Cayo Martín? ¡Anda! déjanos tus comentarios al final de este post.

Este audio sobre la Felicidad es una invitación a cuidarte, a ser egoísta para contigo. Una invitación a ser y estar en ti.


Las prácticas de respiración que nos enseña el Dr. Cayo también son una delicatessen.

En este audio descubrirás la práctica de la Respiración a la Gran Esfera Célula Te invitamos a realizar esta práctica guiada en cualquier momento del día. Especialmente cuando estés en la cama. Presta atención a cómo entra y sale el aire, a cuánto aire entra y sale, a qué zonas necesitas llevar el aire. Y desde esta respiración entra en un sueño consciente.


Mañana + conociendo lo natural y artificial en mi.

Déjanos tus comentarios y comparte con todos.




by edicionestndr


Si quieres más info del 21+ días con la TNDR para evolucionar: AQUÍ

Más info de Automasaje TNDR.



33 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo